viernes, 24 de noviembre de 2017

5 meses de berenjenas



Las berenjenas se adaptan muy bien a las temperaturas, plantadas en una zona que recibe sol todo el día han soportado temperaturas de 47ºC durante el mes de julio y han seguido creciendo y floreciendo. Ahora que las temperaturas bajan hasta los 6ºC siguen floreciendo y dándonos berenjenas.
Es cierto que sus hojas comienzan  a tener un aspecto más estropeado, no tan verde y que sus frutos tardan mucho más en madurar.
Pero la berenjena al contrario que todas sus compañeras de verano; tomates, melones, calabacines, sandias y maíz, vera llegar el invierno. Incluso si las heladas no son muy fuertes aguantará el invierno y brotará de nuevo en primavera.
De momento seguimos recolectando berenjenas, son ya 5 meses. Cuando se hacen muy grandes las abrimos y se las damos a las gallinas que les encantan.
En el bancal de verano es lo único que queda junto con los pimientos.





lunes, 20 de noviembre de 2017

Albahaca como insecticida.

Cuando buscas un insecticida o fungicida autorizado en agricultura ecológica te das cuenta de que muchos de ellos tienen en sus componentes el linalool.
Esta sustancia se extrae de algunas plantas, entre ellas la albahaca.
Por ello desde hace muchos años entre las matas de tomates me gusta plantar algunas matas de albahaca.
Al pasar cerca se huele su fuerte y agradable aroma, ese mismo aroma que consigue ahuyentar a los insectos como la mosca blanca, pulgones y acaros. Tambien es acaricida evitando la aparición de mildiu.
Acompañara a los tomates y pimientos durante toda la temporada y atraerá abejas por su gran floración. Aguanta muy bien la sequia, pero al plantarla entre tomateras se aprovecha de su riego y crece tipo arbusto.


Fin de las primeras tomateras.




Estoy limpiando el bancal de verano. Sobretodo quitando las barracas de tomate que plante en primavera/2017/04/los-primeros-plantones-de-tomate/. Necesito esta tierra para sembrar los ajos y luego las patatas.
Los tomates increíblemente todavía se encontraban bien, su ciclo este año ha durado mucho más. Las temperaturas suaves del otoño han ayudado a que sigan floreciendo, la falta de lluvias ha propiciado que los hongos no se desarrollen tan rápidamente./2017/06/prevenir-en-las-tomateras.html
Y sobre todo los cuidados que he ido realizando durante todo el cultivo han conseguido llegar hasta aquí./2017/10/lo-que-termina-con-los-tomates/
El acolchado del suelo ha conseguido evitar las hierbas que invaden todo el terreno, compiten por los nutrientes y sobretodo  obligan a aumentar los riegos.  Con el acolchado se consigue que la tierra mantenga mucho más tiempo la humedad y que la tierra se encuentre en mejores condiciones.
El entutorado con cañas consigue que los tomates estén verticales con mejor ventilación  y menor ataque de insectos.
El riego por goteo con el programador  se adapta a la cantidad de agua necesaria a medida que crecen y a las horas cuando todavía no ha comenzado el calor.
Los tratamientos con azufre y cobre  han conseguido mantener las tomateras sanas. El acompañamiento de matas de albahaca ha ayudado.
Cuando el verano terminaba y algunas tomateras comenzaron a enfermar, su retirada de la huerta  consiguió que no se extendieran   al resto de tomateras sanas.
La bajada de temperaturas  brusca de estas últimas semanas hace que les cueste mucho madurar y cuando las temperaturas  lleguen a 0ºC las tomateras s morirán.
Por ello recojo los tomates que están verdes  y arranco las tomateras que  terminan  en el compostador.
Los próximos días retirare el acolchado  y prepararé la tierra para el cultivo del ajo.

sábado, 18 de noviembre de 2017

Exito en el compostaje



Para que el compostaje tenga éxito se tienen que cumplir 3 cosas,
1-Tener material vegetal lo más pequeña posible y  cuando se introducen  troncos de plantas más gruesos hay que mezclarlos con materiales más finos como restos de césped o hierba cortada de manera que la mezcla  permita que el proceso comience en la hierba fina y luego lo haga en los restos vegetales más gruesos. Una buena mezcla conseguirá que el proceso sea rápido y de manera continua.
2- Al compostador no le puede faltar la humedad, por lo que hay que regarlo a menudo, no encharcarlo, pero que mantenga la humedad. Si no se riega el proceso se para hasta que la pila de compost tenga la humedad necesaria para seguir el proceso, por lo que se alargará el proceso.
3- Hay que voltear cada cierto tiempo los restos para mezclar para conseguir que entre oxigeno y el proceso sea más rápido. Si no se voltea lo que es centro de la pila de compost se composta pero los laterales y la parte de arriba se queda igual. Sin oxigeno le cuesta mucho realizar el proceso ya que con los riegos se  apelmaza.
Hay muchos tutoriales, incluso aplicaciones para el móvil con las características y las mezclas que debemos hacer para que  los restos que coloquemos en el compost  funcionen con respecto a su composición.
En un clima tan seco y caluroso como el mío se hace necesario regar la pila de compost cada semana para que los restos vegetales dispongan de humedad necesaria.
plásticos que no compostan
Algo que tengo que empezar a realizar y todavía no hago es controlar la temperatura de la pila de compost.  De esta manera comprobaré que la temperatura aumenta conforme se va realizando el proceso hasta alcanzar más de 60ºC acabando con los patógenos que puedan tener los restos vegetales que voy tirando en el compostador.
Con ello quiero conseguir rebajar el tiempo de compostaje y realizarlo en 60dias. De esta manera conseguiré compostar y reutilizar todos los restos vegetales que se generan en la huerta. Y lo mejor de todo podré reutilizar ese compost para mejorar y aumentar las propiedades  de la tierra.
Yo empezé a interesarme en 2009,entonces no lo tenia muy claro, ahora se que es la mejor por no decer la única forma de utilizar los residuos vegetales. /2009/09/el-compostador.html




martes, 14 de noviembre de 2017

Secar las guindillas

La mata de guindillas se plantó en primavera, le encanta el sol, y soporta perfectamente los periodos de sequía. No ha parado de crecer, florecer y sacar guindillas durante todo el verano, ahora está completamente llena, incluso todavía conserva las últimas flores. Pero las guindillas ya no van a crecer más y aunque muchas de ellas ya están secas todavía quedan muchas que no se han secado.
Para conservarlas todo el año hay que guardarlas secas, y que si las guardamos recién cogidas es muy fácil que se estropeen, salgan hongos y se pudran.
Por ello yo cojo la mato y la cuelgo boca abajo en un sitio cubierto para evitar el rocío del amanecer pero donde reciba sol durante el día y  viento.
Estos días hace bastante viento y los días son muy soleados por lo que en pocos días se secaran.
A mí me gusta hacer pimentón y para ello tiene que estar bien secas, hay que abrirlas y quitarle la semilla. Luego las trituro con un molinillo de café.
Guardaré semillas para el próximo cultivo.